25 Octubre 2022

Miguel Samper pide al Gobierno menos trabas para la industria del cannabis

Crédito: Fotoilustración: Yamith Mariño

La Asociación Colombiana de Industrias de Cannabis, que preside Miguel Samper Strouss, propone crear, con ayuda del Estado, un fondo para financiar investigaciones y ayudar a las pequeñas empresas.

Así como los cafeteros tienen a Cenicafé, los productores de cannabis en el país quieren tener un centro de investigación y desarrollo, que se financie con recursos parafiscales aportados por sus propias empresas. Esta es la idea que Miguel Samper Strouss, presidente de la Asociación Colombiana de Industrias de Cannabis (Asocolcanna), le quiere presentar al presidente Gustavo Petro. 

“Estamos dispuestos a proponerle al Gobierno que montemos en conjunto un fondo de parafiscales que sea en beneficio del desarrollo de la investigación y, sobre todo, que apoye a los pequeños productores de cannabis. Estamos dispuestos a meternos como industria la mano al bolsillo para que crezcamos todos al mismo tiempo”.

El líder gremial dice que solo tres de las 960 empresas del sector pueden considerarse medianas; las demás son pequeñas que, tras cinco años de trabajo, aún no recuperan la inversión porque el mercado no se ha abierto por completo en el país. En este sentido, Samper Strouss calificó como positivo el proyecto de ley de los congresistas Gustavo Bolívar y Juan Carlos Losada, que pretende permitir y regular el uso adulto de cannabis. 

Según el jefe de Asocolcanna, por ahora lo que más se vende en el país –por precios y regulación– son los productos cosméticos, pese a que “no tienen un impacto sustancial en lo que la industria está buscando y en los modelos de negocio inicialmente planeados”. Sin embargo, esas ventas “han significado un alivio en la caja de muchas empresas que los están comercializando”. 

Samper explica que el punto fuerte de esta industria son los medicamentos y la flor seca de cannabis, “que en algunos países ya la dejan recetar para patologías como el dolor crónico y el insomnio”. También, le pide al Gobierno que ayude a que los medicamentos que ya se desarrollaron o que están en proceso de desarrollo puedan llegar a los pacientes a mejores precios, lo que implica una mejor regulación, con menos trabas.

Por otro lado, el gremio también buscará trabajar más de la mano con el Ministerio de Agricultura y el Ministerio de Comercio para abrir nuevos mercados internacionales, y lograr que la industria haga parte de la diversificación de exportaciones, una de las políticas en las que el nuevo Gobierno ha insistido para reemplazar al petróleo y avanzar en la transición energética.