1 Julio 2022

El descalabro del plan tapahuecos

El plan con el que se pretendía tapar los huecos de Bogotá, estuvo lejos de cumplir su objetivo

Crédito: Yamith Mariño

De 56.000 huecos que la Alcaldía de Bogotá pretendía tapar con un plan de choque, solo se repararon 495. Así lo encontró la Personería de la ciudad, que cuestionó los 20.000 millones de pesos invertidos para tan discretos resultados.

Por: Iván Serrano

El pasado 20 de octubre, Andrés Felipe Suesca, motociclista de 28 años, murió arrollado por un vehículo en la localidad de Suba en el norte de Bogotá. Suesca falleció cuando intentó esquivar un vehículo que frenó abruptamente para evitar un hueco.

Los huecos han sido históricamente el dolor de cabeza de los conductores de automóviles en Bogotá, pero para otros actores viales, como los motociclistas, los huecos pueden terminar segando sus propias vidas.

Los motociclistas representan el 37,5 por ciento de las muertes por accidentes de tránsito en Bogotá, donde la cifra total por decesos en accidentes automovilísticos aumentó 39,6 por ciento en los primeros 5 meses de 2022, con respecto al mismo periodo del año pasado. Además de los accidentes ocasionados, y de los costos derivados por la malla vial en mal estado, los populares huecos bogotanos inciden de manera directa en la movilidad.

El hueco patrón

La malla vial en mal estado es un asunto con el que han tenido que lidiar todos los alcaldes bogotanos. Ninguno ha implementado una solución satisfactoria.

El pasado 25 de diciembre, la administración de Claudia López anunció el comienzo de las obras del Plan de Choque en las vías bogotanas. La meta era reparar 56.000 huecos en un mes y hacerle mantenimiento a 18,71 kilómetros de vía.

El ambicioso plan fue una acción conjunta en la que participaron varias entidades: el IDU, con una inversión de  $12.937.000.000; la Unidad de Mantenimiento vial, con $7.665.000.000; fondos de desarrollo local de 5 localidades, con $7.426.000.000; y Acueducto, Enel y ETB, con $1.438.000.000.

El 22 de enero, la alcaldía anunció que con el  plan de choque se habían logrado tapar 98.053 huecos, es decir 42.053 huecos más de lo previsto. La Personería de Bogotá manifestó discrepancias con esa cifra y advirtió una posible distorsión en los resultados.

Para el ente de control, en realidad fueron intervenidas 495 fallas tipo hueco y no los 98.053 huecos anunciados.

Según el Ministerio Público de la Ciudad, el cálculo de huecos se había hecho partiendo de una medida denominada “Hueco Patrón” ,que corresponde a 1m2 de asfalto utilizado en las intervenciones. La Personería dijo que no todos los huecos tenían esa medida y, por lo tanto, no era aplicable para hablar de huecos tapados.

Para el ente de control, en realidad fueron intervenidas 495 fallas tipo hueco y no los 98.053 huecos anunciados.

La Personería llegó a esta conclusión después de tres meses de estudios técnicos, en los que además encontró que dichas intervenciones se habrían hecho sin ensayos previos que determinaran la calidad de los materiales y los procesos técnicos utilizados. Eso explicaría por qué algunas de las vías intervenidas volvieron a deteriorarse al poco tiempo.

La inversión para el Plan de Choque fue de 20.000.000 de pesos y, según la Personería, los resultados estuvieron bastante lejos del objetivo.

El Ministerio Público de la ciudad también advirtió que varias vías fueron intervenidas parcialmente y no en su totalidad, lo que terminó sin brindar un impacto real en la movilidad de los sectores en donde se adelantaron obras.

Cambio consultó al IDU para contrastar la información encontrada por la Personería, pero se abstuvieron de pronunciarse por no conocer el informe.