3 Agosto 2022

Iván Duque en infraestructura: su legado serán las vías 4G y las obras de transición energética

Las vías de cuarta generación, la apuesta para superar el rezago vial en Colombia

Crédito: Yamith Mariño

El Gobierno de Iván Duque se concentró en sacar adelante las vías 4G y realizó importantes avances en la construcción de parques de energía solar y eólica. El Aeropuerto del Café y la reconstrucción total de San Andrés y Providencia quedarán dentro de las asignaturas pendientes.

Cuando le preguntan a Iván Duque por sus logros en materia de infraestructura, él responde sin dudarlo: “Las vías de cuarta generación”. Según el balance de la Agencia Nacional de Infraestructura (ANI), durante el mandato Duque se entregaron diez de estos proyectos, mientras que el avance general de estas obras quedó en 66 por ciento. Duque las recibió en 16 por ciento.


Las vías de cuarta generación fueron lanzadas durante el primer gobierno de Juan Manuel Santos, con el fin de sacar al país del rezago vial. Según cifras de la ANI, durante el Gobierno de Duque se construyeron 457 kilómetros, lo que significa una distancia similar a la que hay entre Bogotá y Cali. Los kilómetros construidos comprenden segundas y dobles calzadas y terceros carriles. También fueron reparados 1.772 kilómetros de vías.

El pasado 7 de julio, Duque entregó el corredor vial Chirajara-Fundadores, que tuvo una inversión de 3,2 billones de pesos. De esta manera, dio cierre a su proyecto bandera en materia de infraestructura.

En la academia hay quienes aseguran que el avance en la construcción de vías 4G es el legado más importante del Gobierno de Duque. “Yo creo que todos los departamentos de Colombia, de algún modo, de forma directa o indirecta, se beneficiaron con obras de infraestructura de cuarta generación”, le dijo a CAMBIO Gonzalo Duque Escobar, ingeniero civil y profesor de la Universidad Nacional.

El Gobierno saliente completó la construcción de 401 puentes y diez túneles. De hecho, Iván Duque fue el encargado de entregar el túnel de La Línea, una de las obras más esperadas del país y marcada por retrasos y sobrecostos. El proyecto fue adjudicado en 2008 y en 2015 se le declaró la caducidad al contratista. La obra fue recibida con un avance de 45 por ciento. A un año del mandato, la obra fue adjudicada de nuevo. Finalmente, el túnel se entregó en 2020. Sin embargo, la obra no terminó de colmar las expectativas, pues va en un solo sentido y no en dos, como era lo ideal.

Lo de mostrar: la transición energética
Otro avance del Gobierno de Duque, quizás uno de los menos reconocidos, fue la construcción de obras para la transición energética. Durante su mandato se aumentó 25 veces la capacidad instalada para la producción de energía solar y eólica y se pusieron en marcha 2.500 proyectos solares de autogeneración de energía a pequeña escala. “Duque va a ser recordado como uno de los pioneros y protagonistas en materia de energías. Fue quizás uno de los más ambiciosos en materia de inversión en proyectos de transición energética, ya que deja más de 2.000 parques solares y proyectos piloto en hidrógeno verde”, le dijo a CAMBIO David Celeita, director del pregrado en ingeniería de sistemas de la Universidad del Rosario.

Celeita aseguró que estos logros no fueron comunicados de manera efectiva y de ahí su poco reconocimiento.

Colgado en colegios

Según la información publicada por el Fondo de Infraestructura Educativa del Ministerio de Educación, entre 2018 y 2022 fueron terminados 270 proyectos de construcción y ampliación de colegios. No obstante, en abril, la Contraloría General alertó sobre retrasos y posible pérdida de recursos públicos en estas obras. El ente de control afirmó que solo siete planteles educativos habían sido terminados en su totalidad y se encontraban funcionando.

El frustrado Aeropuerto del Café

El pasado 18 de julio, el Ministerio de Transporte liquidó de manera unilateral el contrato para la construcción del Aeropuerto del Café, uno de los proyectos más esperados para el Eje Cafetero. El Ministerio tomó la determinación alegando incumplimientos del contratista y la imposibilidad de llegar a un acuerdo que permitiera sacar el proyecto adelante.

Para el ingeniero y docente Gonzalo Duque, la planeación del proyecto tenía deficiencias. Aseguró que el tamaño del aeropuerto proyectado no permitirá la llegada de aviones de mayor tamaño, lo que terminará elevando costos del transporte: “El día de mañana va a quedar como un elefante blanco, porque será más rentable ir a coger avión a Pereira”.

El Ministerio de Transporte ha dado un parte de tranquilidad y ha dicho que los recursos destinados para la construcción de la obra no se perderán porque se encuentran en una fiducia. El nuevo Gobierno tendrá que abrir una licitación para elegir al contratista que termine las obras.


La reacción frente al huracán

El 13 de noviembre de 2020, el huracán Lota hizo estragos en San Andrés, Providencia y Santa Catalina. Los daños fueron enormes, especialmente en Providencia, en donde el 98 por ciento de la infraestructura de la isla resultó afectada.
Cuatro días después, en una rueda de prensa, el presidente Duque aseguró que pondría en marcha un plan que permitiera la reconstrucción de San Andrés en 100 días o menos. “Tenemos que poner en marcha un plan de reconstrucción para ponernos en la tarea de lograr una transformación en un periodo de 100 días o menos”, aseguró Duque.

Sin embargo, el plazo de los 100 días se cumplió y la reconstrucción siguió pendiente. En abril de este año iba en 80 por ciento . Aunque se entregó la Casa de la Cultura de San Andrés, el nuevo Puente de los Enamorados, la Estación de Guardacostas, el cable submarino y la sede de la Alcaldía de Providencia, Duque termina su mandato sin que la reconstrucción de las islas esté totalmente culminada.

La falta de materiales en la isla y el elevado costo de transporte han sido dos de los factores que, según el mismo Gobierno, ha retrasado el plan de reconstrucción. No obstante, las visitas del presidente a San Andrés para inspeccionar las obras en cuatrimoto es una de las imágenes que quedará en la retina de los colombianos.