23 Agosto 2022

Los problemas para armar el nuevo mando

Crédito: Colprensa

Los comandantes recién posesionados se han visto a gatas para completar una lista de candidatos a ocupar altos cargos del comando general y el Ejército que no tengan investigaciones judiciales.

Por cuenta de las intenciones de Gustavo Petro de nombrar en los altos cargos solo a quienes estén libres de investigación, el comandante general de las fuerzas militares, general Helder Giraldo, y el comandante del Ejército, general Luis Ospina, han tenido problemas para elaborar un listado de altos oficiales que satisfaga al presidente y al ministro de Defensa, Iván Velásquez.

La mañana del domingo, al día siguiente de la posesión de los altos mandos, el cuerpo de generales en pleno se reunió en el norte de Bogotá para recibir las instrucciones del nuevo mando. Sin embargo, en el fondo lo que esperaban era saber quiénes continuarían su carrera militar y quiénes tendrían que salir.

Luego de varias horas, Giraldo y Ospina le entregaron al ministro de Defensa el primer listado de candidatos, que fue revisado por un equipo especial del ministerio que verificó las hojas de vida y encontró que varios de los candidatos tenían investigación. En consecuencia, la lista fue devuelta.

La dificultad estriba en que los cargos y las subordinaciones dependen de la antigüedad de los uniformados, de manera que quitar un nombre obliga a modificar la lista completa. Algunos generales tenían buenas hojas de vida, pero no podían ser nombrados por ser más antiguos que los actuales comandantes, lo que generaría problemas en la pirámide del mando.

Los comandantes tuvieron que volverse a reunir con sus asesores jurídicos, para mirar con lupa nuevas hojas de vida, revisar el desempeño de los altos oficiales y verificar si presentaban investigaciones en su contra. Tras varias horas de briega, los comandantes acaban de entregar una nueva lista, que el equipo de sabuezos del ministerio anda verificando.