24 Febrero 2022

Boris Johnson promete sanciones masivas contra Rusia

El primer ministro británico Boris Johnson dijo que Reino Unido y sus aliados desencadenarán un paquete masivo de sanciones económicas para debilitar la economía rusa después de que el Kremlin lanzara el jueves una invasión generalizada en la vecina Ucrania.

Por: Reuters

Se espera que las naciones occidentales anuncien sanciones coordinadas después de imponer a principios de esta semana un paquete inicial limitado que fue criticado por algunos como una respuesta débil al reconocimiento por parte de Rusia de dos regiones escindidas de Ucrania.

"Hoy, en concierto con nuestros aliados, acordaremos un paquete masivo de sanciones económicas diseñado a tiempo para obstaculizar la economía rusa", dijo en un discurso televisado a la nación.

Johnson afirmó que Occidente debe poner fin a su dependencia del petróleo y el gas rusos, que han permitido al presidente ruso Vladimir Putin controlar la política occidental.

"Nuestra misión es clara: diplomática, política, económica y, finalmente, militarmente, esta horrible y bárbara aventura de Vladimir Putin debe terminar en un fracaso".

En comentarios anteriores en Twitter, el líder británico calificó la invasión de "catástrofe" para Europa, y dijo que hablaría con otros países ricos del G7.

"También hablaré con los demás líderes del G7 y pido una reunión urgente de todos los líderes de la OTAN lo antes posible", dijo.

La ministra de Asuntos Exteriores, Liz Truss, dijo que había convocado al embajador ruso para que explicara las acciones de Moscú en Ucrania.

Reino Unido, al igual que Estados Unidos y la Unión Europea, había amenazado con imponer sanciones más duras a Rusia si invadía Ucrania, una medida que el presidente ruso Vladimir Putin había dicho anteriormente que Moscú nunca llevaría a cabo.

El miércoles, Johnson dijo a los jefes de finanzas que quería imponer el "próximo tramo más duro posible" de sanciones a Rusia, una acción que describió como capaz de "marcar la diferencia y cambiar el resultado".

En su discurso del jueves, el mandatario británico dijo a los rusos que no creía que la invasión se estuviera llevando a cabo en su nombre, y prometió apoyar a Ucrania hasta que la llama de la libertad "vuelva a arder".

"No creo que el dictador ruso llegue a doblegar el sentimiento nacional de los ucranianos y su apasionada convicción de que su país debe ser libre", dijo.

"Le digo al pueblo británico, y a todos los que han escuchado las amenazas de Putin contra los que están con Ucrania: Por supuesto, haremos todo lo posible para mantener nuestro país a salvo".