27 Mayo 2022

¿Qué harán los candidatos con las transferencias?

Los candidatos presidenciales que lideran las encuestas proponen cambios a las transferencias que ya existen para los más vulnerables y, además, crear otras. ¿Cuánto nos costaría?

Cada cuatro años, el tema de las transferencias sociales, que son todos aquellos dineros que el gobierno les entrega a las familias más vulnerables, hace parte del debate presidencial. Esta campaña no ha sido la excepción. Las propuestas van desde hacer permanentes programas que eran temporales hasta extenderlos y complementarlos, pasando por crear unos nuevos. El hecho es que los planes de gobierno de los candidatos están llenos de nuevos gastos. 

Sin embargo, lo primero que se debe tener en cuenta es que, dado que todas estas propuestas requieren recursos, estos no podrían ser utilizados antes de 2024, ya que el actual gobierno le dejará casi listo a su sucesor el Presupuesto General de la Nación (PGN) para 2023.

El anteproyecto del PGN ya está en poder del Congreso. El siguiente paso será la radicación del proyecto definitivo ante la corporación, que tendrá que aprobar el monto total. De ahí en adelante, el nuevo gobierno empezará a negociar con las regiones y con los diversos sectores los montos definitivos de cada segmento. 

Para el nuevo gobierno no habrá demasiado margen de maniobra, en vista de las obligaciones que ya existen, como el servicio a la deuda, los pagos a pensiones y los mismos programas sociales que incluyen subsidios a servicios públicos y transferencias monetarias condicionadas o no condicionadas. 

El panorama actual 

El Departamento de la Prosperidad Social es el encargado de administrar y girar las transferencias monetarias a las familias más vulnerables del país.

Según la entidad, en 2021 las transferencias monetarias de Familias en Acción, con 2,6 millones de hogares beneficiarios, costó $1,77 billones; mientras que las de Jóvenes en Acción, con 475.949 inscritos, tuvo un valor de $704.481 millones. 

Por su parte, el programa Colombia Mayor, con 1,7 millones de adultos mayores, entrega $80.000 mensuales a cada inscrito, por lo que su costo total fue cercano a los $1,6 billones. 

En cuanto a los pagos que llegan sin ninguna condición, hay 4 millones de familias que reciben Ingreso Solidario, cuyo valor para 2021 fue de $7 billones; mientras que la Compensación del IVA, que llega a 2,2 millones de hogares, costó $958.240 millones. 

Las propuestas

El candidato Gustavo Petro no se ha referido a los programas Familias y Jóvenes en Acción, Ingreso Solidario ni la Compensación del IVA. Pero su programa de pensión mínima para los adultos mayores tendría un costo de $1,18 billones. Petro, además, quiere otorgar un salario mínimo mensual a los desempleados, incluidos los informales. Según las cifras del Dane, en marzo el país tenía 2,99 millones de desempleados y 4,5 millones de informales. Si la propuesta cobija solo a los desempleados, costaría $35,8 billones. Pero si se añaden los informales, como dice su plan de gobierno, el costo aumentaría a $90,5 billones anuales.

Por su parte, Federico Gutiérrez señala que mantendría los programas de Familias en Acción, Ingreso Solidario y Compensación del IVA, que suman $9,7 billones anuales. El programa de Jóvenes en Acción lo ampliaría a 1,2 millones de beneficiarios, es decir que elevaría su costo a $2,1 billones.

El candidato también aumentaría el valor de los giros de Colombia Mayor de los actuales $80.000 mensuales a $330.000 por giro, es decir que el programa pasaría a costar cerca de $6,4 billones, sin aumentar el número de beneficiarios; pero su propuesta haría parte de un programa integral que buscaría un ingreso mínimo para 3,5 millones e integraría BEPS y Colombia Mayor. 

Rodolfo Hernández uniría las transferencias monetarias de Familias y Jóvenes en Acción, Compensación del IVA e Ingreso Solidario en una sola para convertirlas en una renta básica, la cual, en las condiciones actuales, tendría un valor de $10,4 billones. 

Además, subiría el monto de Colombia Mayor a medio salario mínimo, equivalente a $500.000 en 2022, por lo que hoy el programa aumentaría a cerca de $10 billones. A este valor habría que sumarle su propuesta de una pensión de un salario mínimo para los más de dos millones de adultos mayores que no reciben un ingreso. Así, su programa de transferencias para adultos mayores costaría $24 billones.

Finalmente, Sergio Fajardo mantendría Ingreso Solidario y Familias en Acción, pero no se ha referido a la Compensación del IVA. El programa de Jóvenes en Acción lo aumentaría a $1,4 billones, para beneficiar a un millón de estudiantes, y el monto de Colombia Mayor lo incrementaría a $500.000 por giro, es decir que el programa tendría un valor de $10 billones.

Federico Gutiérrez, Gustavo Petro y Sergio Fajardo han mencionado que el primer paso para financiar estos gastos será una reforma tributaria, mientras que Rodolfo Hernández ha asegurado que acabar con la corrupción será suficiente para costear sus propuestas.