6 Agosto 2022

Mujeres libertadoras

El fotógrafo Pett Martínez homenajea a las mujeres que fueron parte de la gesta de nuestra independencia, las que lucharon junto a Simón Bolívar y apoyaron al ejército libertador.

Hoy se conmemoran 203 años de la Batalla de Boyacá, hecho decisivo en la independencia de Colombia. Hoy Bolívar será recordado tal vez en medio del almuerzo antes mirar la posesión del nuevo presidente, los padres contarán a sus hijos la historia de Pedro Pascasio Martínez, este joven soldado nacido en Belén, Boyacá, quien, con tan solo 11 años, perseguiría y sometería al General Barreiro, comandante de las fuerzas españolas, tras huir de la batalla.

Foto: Pett Martínez.

Pero el triunfo en Boyacá ocurrió gracias a un cúmulo de acontecimientos Como la Batalla del Pienta, el 4 de agosto de 1819 en el municipio de Charalá en el departamento de Santander. Allí 300 hombres y mujeres dieron sus vidas para detener con machetes, palos, agua caliente y aceite a las tropas del general Lucas González, uno de los españoles más sanguinarios, que viajaban para dar apoyo a Barreiro en Boyacá.

Cabe resaltar y por eso este pequeño homenaje a todas las mujeres que apoyaron nuestra independencia, a las que lucharon junto a Bolívar, como Evangelista Tamayo, o a las que apoyaron el ejército libertador como la Tunjana Juana Velasco de Gallo, quien hospedó, alimentó, vistió y regaló caballos a las tropas antes de la batalla sobre el puente de Boyacá.

Foto: Pett Martínez.

Pero hay una historia de una mujer que realmente me inspiró, la de Estefanía Parra, una niña de 13 años, oriunda de Paipa. Ella era la sirviente del Bolívar en Tunja. Una noche mientras preparaba un poco de café, escuchó una conversación entre Rondón comandante de la caballería ¨los llaneros¨, del ejercito patriota, el general Anzoátegui comandante de la retaguardia y el comandante en jefe Simón Bolívar, quienes planeaban la estrategia de la batalla contra los españoles. Su preocupación era conocer por dónde enviar la caballería sin que los soldados desmontaran sus caballos al paso del río Teatinos.

Estefanía, conocedora de la zona, pues en los días en que no estaba el general se dedicaba a pastorear ovejas, pide permiso para hablar e interrumpir la conversación, explicándoles a los comandantes, que ella conocía el camino para pasar el río y que en ese lugar podrían hacerlo montados en los caballos. Al día siguiente, Bolívar envía a un grupo de soldados vestidos de campesinos a visitar el lugar y comprobar lo dicho por la pequeña Estefanía. Es así como hace 203 años el general Rondón, gracias a la información suministrada por Estefanía cruza con facilidad el río y rodean a Barreiro, para así ganar la batalla contra los españoles.

Foto: Pett Martínez.

Es por eso que en esa entrega queremos rendir un homenaje a las mujeres libertadoras; a esas que, con su ayuda, entrega y lucha, hicieron parte de la independencia de nuestro país. A las más nombradas como Antonia Santos, Policarpa Salavarrieta, Mercedes Ábrego. También a las que ayudaron a construir nuestra historia y hoy sus nombres solo aparecen en los libros de historia, como Justina Estepa, campesina que se dedicaba a llevar cartas entre el Valle de Tenza y Casanare. Teresa Izquierdo quien confeccionaba los trajes del ejercito patriota, llamada la mártir de la Ramada. Simona Amaya quien combatió en la batalla del Pantano de Vargas junto al general Bolívar. Juana Plazas esposa del teniente Apolinar Chaparro, pareja que ayudó a Bolívar y Santander en los llanos Orientales y así un centenar de mujeres que no solo regalaron sus hijos a la independencia de Colombia, sino además que con su ayuda y entrega fueron determinantes en la libertad soñada y hoy perdida de nuestro país.