13 Diciembre 2022

¿Qué tan parecidas son las reformas tributarias de Alberto Carrasquilla y José Antonio Ocampo?

Crédito: Fotoilustración: Yamith Mariño

La reforma tributaria que acaba de sancionar el presidente Gustavo Petro tiene algunos elementos del proyecto de 2021 de Alberto Carrasquilla que provocó un paro nacional.

En 2021, el proyecto de reforma tributaria que presentó Alberto Carrasquilla como ministro de Hacienda para intentar rebalancear las cuentas tras la pandemia fue la chispa que necesitaba la inconformidad social para iniciar un paro nacional que derivó en la renuncia del ministro y la presentación de una reforma diferente.

Un año después, el nuevo Gobierno presentó su propia reforma tributaria, mucho más ambiciosa que la de Carrasquilla y, sin embargo, menos inquietante, pues no generó estallido alguno.

Julio Romero, analista de Investigaciones Económicas de Corficolombiana, destaca el paralelo entre ambas: “En ambos casos, los equipos técnicos tomaron como referencia las recomendaciones de las diferentes comisiones de expertos que ha habido. Entonces, el diagnóstico del que parten ambas reformas es el mismo y es que nuestro sistema tributario está muy recargado sobre las empresas y poco sobre las personas naturales”. 

Las dos reformas también plantearon cambios para la conocida canasta familiar y se presentaron, principalmente, para aumentar el gasto social. Las diferencias están en el cómo se lograron esos cambios. 

En el tema de la carga tributaria para empresas y personas naturales, la reforma tributaria de Carrasquilla no planteaba mayores alteraciones para las empresas y, más bien, mantenía beneficios –que fueron cuestionados desde el principio– como los de la economía naranja o las zonas francas. Para las personas naturales, proponía que más personas tuvieran que declarar y que algunas, incluso, tuvieran que empezar a pagar. 

Por el contrario, el ministro Ocampo decidió mantener igual el umbral desde el que las personas tienen que empezar a declarar la renta, pero sí hizo cambios en los beneficios a las personas de mayores ingresos para que pagaran un impuesto más alto, algo que también propuso Carrasquilla, según el experto tributario Gabriel Angarita.

Ambas reformas incluyeron impuestos ambientales, medidas para reducir la evasión tributaria y cambios al régimen simple para incentivar  la formalización de los pequeños negocios. 

Oliver Pardo, director del Observatorio Fiscal de la Universidad Javeriana, añade la similitud en los dividendos: “Ambas reformas intentaron que la tarifa marginal máxima fuera del 20 por ciento, pero la forma como lo hace la reforma de Ocampo es mucho más confusa dado que suma los dividendos a la cédula general de la declaración de renta y la reforma de Carrasquilla tenía una cédula aparte para los dividendos, lo cual la hacía más clara”. 

Las diferencias

Desde la campaña, el nuevo Gobierno prometió que no tocaría el IVA, que fue el punto más difícil de la reforma de Carrasquilla y el que se dice que generó el paro nacional. 

En la propuesta de reforma de 2021, Carrasquilla explicó que la mayoría de recursos que el país dejaba de recibir era justamente por tarifas diferenciales en este impuesto y que los más beneficiados eran  los colombianos de mayores ingresos. Como compensación, su reforma planteaba ampliar la compensación del IVA y unificar y mejorar los subsidios que reciben los hogares pobres y vulnerables, como hoy planea hacer el nuevo Gobierno. 

Ocampo cumplió la promesa de no tocar el IVA, la línea roja del Gobierno, pero sí tocó la canasta básica familiar con otro impuesto indirecto. Tras seis años desde la primera vez que se propuso, el Gobierno logró que el Congreso aprobara los impuestos saludables: una tarifa especial para bebidas azucaradas y comidas ultraprocesadas.

El IVA, que produjo el estallido social, no debería ser, sin embargo, intocable. Oliver Pardo, director del Observatorio Fiscal de la Universidad Javeriana, concluyó que, aunque el tema se volvió un tabú desde las protestas, "las próximas reformas tributarias sí lo deberían tocar”.