Sanitas o Ministerio de Salud: ¿Cuál tiene la razón en la pelea por los medicamentos de Cruz Verde?

Crédito: Freepik

1 Noviembre 2023

Sanitas o Ministerio de Salud: ¿Cuál tiene la razón en la pelea por los medicamentos de Cruz Verde?

El Gobierno señala que no le debe plata a la EPS, mientras esta señala que el dinero no alcanza. Les contamos dónde está el corto circuito.

Por: Pía Wohlgemuth N.

Entre aquí para recibir nuestras últimas noticias en su WhatsAppEntre aquí para recibir nuestras últimas noticias en su WhatsApp

La incertidumbre provocada por la decisión de Cruz Verde de no seguir entregando algunos medicamentos a usuarios de la EPS Sanitas –pues esta le adeuda unos 400.000 millones de pesos–, se ha ido alimentando de las declaraciones de los involucrados. Cruz Verde insiste en que la aseguradora le debe plata. El Ministerio de Salud asegura que ya le pagó todo lo que le debe a EPS Sanitas del valor que le corresponde a cada paciente, mejor conocido como Unidad de Pago por Capitación (UPC). EPS Sanitas dice que ese valor no es suficiente. ¿Cuál tiene la razón?

El ministro de Salud Guillermo Alfonso Jaramillo dijo en rueda de prensa que, en lo que va corrido de 2023, le ha girado 7,8 billones de pesos a Sanitas. De paso, cuestionó el modelo de integración vertical, mediante el cual la EPS –a la que están afiliadas 6 millones de personas– puede remitir a sus pacientes a sus propias clínicas y prestadoras de salud (IPS).

Como jefe de la cartera, señaló que las empresas del grupo de Sanitas gozan de muy buena salud financiera y se mofó de que hablen de falta de plata. Desde su perspectiva, no tiene sentido que las clínicas de Sanitas tengan buenos indicadores económicos, mientras que la plata no alcance  para la EPS. Lo anterior, asumiendo que se puede transferir la plata de un lado a otro con facilidad, y sin tener en cuenta el funcionamiento del sistema. Incluso, Jaramillo insinuó que la entidad utiliza de forma equivocada los recursos de la UPC que le llegan del Estado.

Juan Pablo Rueda, presidente de Sanitas, sostuvo que, si bien es cierto que el Gobierno ha entregado ese valor, los gastos de la EPS han sido de 8,2 billones. Es decir, que no alcanza la plata: "Lo que ocurre es que esos recursos, desde hace algún tiempo, tres años para lo no PBS (Plan Básico en Salud) y de unos 18 meses para lo PBS, han venido siendo insuficientes para nosotros", explicó a Noticias Caracol.

Rueda dijo que la deuda con Cruz Verde se refiere a los servicios no PBS, aquellos que no se pagan con la UPC. "La asignación del Gobierno para atender esos servicios, que se llaman los presupuestos máximos, han sido insuficientes y se han acumulado estos déficits mes a mes, y para la EPS Sanitas son del orden de los 500.000 millones de pesos".

Con respecto a los cuestionamientos a la integración vertical, Sanitas ha explicado que trimestralmente hacen reportes a los entes de control sobre los gastos de los dineros recibidos del Estado. Sanitas pertenece al grupo Keralty, del que también hacen parte varias clínicas a las que no solo asisten pacientes de esa EPS. La Superintendencia Nacional de Salud también vigila esas instituciones.

Según Rueda, el margen de utilidad es igual o menor que el de otras clínicas del mismo nivel: "Lo que nos gira el Gobierno lo dedicamos a la atención en salud de los afiliados. Una parte de esa atención, por ejemplo, en las clínicas de la organización; aproximadamente el 12 o 13 por ciento de los servicios que prestamos a nuestros usuarios, lo hacemos en clínicas propias, y reciben una remuneración como cualquier clínica externa. Es una remuneración en tarifas semejantes, en los plazos semejantes".

Es decir, si bien una parte de la plata que llega del Gobierno al grupo empresarial sí se va para esas clínicas, únicamente se debe a que la EPS tiene que pagarles a las IPS en donde esos pacientes reciben atención y, en algunos casos, esto pasa en las entidades que pertenecen a Keralty.

A propósito, el ministro de Salud dijo que, de ser cierto que la plata no alcanza, tendría que haber un aumento de impuestos de alguna clase para poder sortear el gasto del que habla Rueda. Lo llamativo es que esta no es una discusión nueva, aunque el ministerio lo comente como si así lo fuera. Como lo dijo Rueda, el problema viene desde hace al menos tres años.

En medio de las tensiones, Sanitas propuso entonces que el Gobierno les gire directamente la plata a los prestadores farmacéuticos, es decir, a Cruz Verde, en este caso. Esa medida está contemplada en la reforma a la salud. 

A propósito, le puede interesar: Reforma a la salud: el Congreso reanuda el debate

No obstante, un vocero de Cruz Verde le dijo a CAMBIO que esa solución no es "ni aceptable ni no aceptable", pues significa "trasladar el riesgo financiero indelegable de la EPS al proveedor". Para esa empresa, la manera de resolver, en realidad, es dotando de los recursos necesarios a clínicas y proveedores para poder operar de forma adecuada y atender a los usuarios.

 

Conozca más de Cambio aquíConozca más de Cambio aquí